fbpx

Cómo vender a puerta fría

jose balandin autor blog instituto emprende

Instituto Emprende

Las ventas a puerta fría también han sabido adaptarse al mundo virtual y consideramos muy importantes que aprendas a cómo realizarlas.

Al iniciar un proyecto, uno de los problemas más comunes que nos encontramos es la falta de clientes.

Sabemos que esta técnica siempre ha sido considerada el lado oscuro de las ventas y pocos eran los que se atrevían a ello.

Pero, ¿Vamos a perder la oportunidad de ganar un cliente por miedo?

Nosotros pensamos que no, por eso te vamos a enseñar una fórmula con la que captar clientes a puerta fría con tus redes sociales o email.

Y si hablamos de vender en redes, también deberías leer el post en el que os recomendamos 9 Tips para Vender en Instagram.

No olvides, que también puedes probar de manera gratuita nuestro Curso para conseguir clientes a través de Instagram: Curso Crecer y Clientes en Instagram.

¿Qué es la venta fría?

Lo que todos conocemos comúnmente como venta fría es esa que se realiza acudiendo directamente a la casa del posible cliente.

No hablamos de una visita concertada, sino de plantarte allí, tocar a la puerta y ofrecerles tu producto.

vender puerta fría

Es por eso que recibe ese nombre de puerta fría, porque nadie esperaba tu visita.

Antes era muy común que llegara alguien de un seguro a ofrecértelo en la puerta u otro ejemplo es el del famoso, y ya desaparecido, Círculo de Lectores.

¿Por qué nadie quiere vender a puerta fría?

El problema principal era la gente. No dejas de interrumpirles en su vida diaria para hablarles de algo que nadie os ha pedido.

Muchas veces la reacción de los usuarios era muy desagradable y no todo el mundo aguantaba esos incómodos momentos.

Es por eso que tanto para vendedores como para los usuarios, la venta a puerta fría no era muy popular.

¿Se puede vender a puerta fría en Internet?

De eso precisamente venimos a hablaros, de la posibilidad y utilidad de hacerlo.

vender a puerta fría en internet

Además tiene sus ventajas, porque al menos si recibes una mala contestación, no es directamente en tu cara.

Puedes usar el correo electrónico para ponerte en contacto con posibles clientes o a través de sus redes sociales. Cualquier medio de comunicación nos vendrá bien para empezar a presentarnos.

Cómo vender a puerta fría en Internet

Seguro que existen más métodos pero nos queremos centrar en el más utilizado, con una tasa de respuesta bastante alta si sabes elegir bien a quién mandarlo.

Veamos paso a paso en qué consiste esta estrategia y descubre cómo llevarla a cabo.

Investiga para encontrar un posible cliente

Este es el primer paso y el más importante, ya que es una gran ventaja que usaremos el resto del tiempo.

investigación clientes

Tienes un producto o un servicio que quieres vender y sabes a quién se lo quieres vender y ahora es el momento de entrarles a esas personas.

Vamos a crear como ejemplo la figura de un nómada digital que se dedica al diseño web y decide emprender como autónomo.

Esta persona, para comenzar su investigación, podría hacer un repaso en redes sociales.

Le recomendaríamos que se fijara en empresas que se anuncian y que entrara a mirar sus webs para analizarlas.

Que sean personas o empresas que invierten dinero en publicidad es un punto importante. Eso nos muestra que se preocupa por su empresa y si está gastando dinero en ese aspecto, ¿Por qué no invertirlo también en el diseño?

Si en la web encontrara algún fallo que él puede solucionar, está ante un posible cliente y debería continuar su estrategia.

Encuentra los datos de tu cliente y las vías de comunicación.

Ahora que tenemos a nuestro posible cliente, tenemos que saber cómo vamos a contactar con él.

vías comunicación

Algunas posibles vías de contactos son:

  • Email: busca un email relacionado con la web pero intenta siempre que sea lo más concreto posible. Es mejor enviarlo directamente al email del encargado que al de información de la empresa.
  • Redes Sociales: Desde las mismas redes sociales podrías intentar ese primer contacto con el cliente.
  • Formularios Webs: No nos gusta mucho esta opción, pero sino nos quedara más remedio, también podríamos usarlo.

Cuando hablamos de encontrar los datos de tu cliente, queremos decir que intentemos saber a quién le vamos a escribir.

Siempre es mejor dirigirte a una persona que a una entidad, es algo que genera más proximidad y confianza.

Redacta el texto con el que vas a presentarte al cliente

Nuestro amigo, ficticio, diseñador web ya tiene todo lo que necesitaba. Ha conseguido un posible cliente, ya tiene el nombre del encargado y su email.

Ahora toca decidir qué le vamos a decir. Para esto es bueno aplicar técnicas de Copywriting, que si no sabes lo que es te dejamos por aquí este post donde lo explicamos: El Copywriting y su Relación con el Marketing Digital.

redacción de email

Lo más importante que debes tener en cuenta es que tu texto se tiene que estructurar en base a: mostrarle un problema, contarle los problemas que pueden derivar de éste y terminar ofreciéndole una solución, tú.

¿Cómo debería redactar nuestro diseñador web su texto?

  • Empezaría con un saludo y una presentación. Que sepa quiénes somos y a qué nos dedicamos.
  • En esa introducción también estaría bien que le indicáramos cómo le hemos conocido, la verdad o una mentira piadosa.
  • Siguiendo la estructura de la que os acabamos de hablar, deberíamos empezar mostrándole el problema que tiene en su web. Quizás él conozca ese problema pero no le está dando la importancia que tiene, por eso debes pasar al siguiente punto.
  • Agitemos esos problemas y hagámosle ver al cliente que es más grave de lo que el cree y que puede acarrearle otros problemas más importantes.
  • Cuando ya le tengamos agitado, es el momento de darles la mano y ayudarles porque la solución es fácil y eres tú.

Ofrece una asesoría gratuita

Para acabar tu texto, deberías de ofrecerles una asesoría gratuita, una reunión (ya sea en persona, vía Skype, etc.) que no le va a quitar mucho tiempo y en la que le vas a explicar la solución que debería aplicar a su problema.

Recalca siempre que es gratis, que es rápido y que no le compromete a nada.

Realmente, todo esto no lo estamos haciendo para llegar a la venta, eso quizás venga después. Todo esto es para conseguir esa pequeña reunión en la que te vas a jugar si te ganas finalmente el trabajo o no.

Es tiempo de esperar

Cuando acabes tu correo, tras añadir una despedida esperanzadora, habremos acabado por el momento la primera parte de la venta.

Si recibes respuesta y has acordado fecha y hora para esa asesoría, ahí es donde empieza la verdadera venta a puerta fría, donde ya realmente sí buscaremos culminar la venta.

Mientras esperas puedes seguir buscando clientes, nunca envíes demasiados a la vez, no vaya a ser que te lleves la sorpresa de que muchos contesten.

No creas que no pasa, porque si has sabido escoger bien al cliente, has detectado un problema real en su web y has sabido comunicárselo y hacerle ver que lo tiene, la repuesta llega.

 

Nos gustaría mucho saber si conocíais esta técnica para ganar nuevos clientes o si os ha resultado interesante y estáis pensando en aplicarlo.

Sería genial llenar los comentarios con experiencias de éxito usando esta técnica que te hemos enseñado para poner fin a la incógnita de cómo vender a puerta fría.

Y no olvides que tienes los primeros módulos de nuestro curso Crecer y Clientes en Instagram para que lo pruebes: Curso Crecer y Clientes en Instagram.

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te pueden interesar…

PRUEBA GRATIS NUESTROS CURSOS

has click en el boton para obtener tu prueba gratis
CLIC AQUÍ >
jose
close-link
¿CÓNOCES CLUB EMPRENDE?
HAZ CLIC AQUÍ >
close-image